Aviso: este portal está en proceso de renovación. Algunas funciones pueden no estar disponibles de forma transitoria - 5 de febrero de 2016


img


  Aviso: Artículo nuevo: Curiosidades sobre el 'arroz de jade' — 14 de Junio de 2015 || Artículo nuevo: De Solterones y Solteronas... — 31 de Marzo de 2015

CULTURA - GACETA XIANZAI


Xiangqi: El Ajedrez Chino


Por

Fernando García-Quismondo







El "Ajedrez Chino" (que en ese idioma se escribe y pronuncia /Xiàngqí) tiene ciertas similitudes con el ajedrez que conocemos internacionalmente y con otras variantes del mismo que son populares en distintos países asiáticos. Pero... ¿realmente hasta qué punto son iguales el Ajedrez Internacional y el "Ajedrez Chino" y en qué se diferencian? Nuestro artículo de hoy tiene como objetivo hacer un breve resumen de las características del Xianqi, aunque no podremos profundizar todo lo que nos gustaría en este apasionante juego ya que sería como intentar resumir toda la historia, reglas y estrategia del ajedrez internacional en unos cuantos párrafos...

Para empezar, conviene aclarar que aunque hubo una variante anterior, la forma actual en la que conocemos tablero, reglas y piezas del Xianqi data en su mayoría de tiempos de la dinastía Song (960–1279 de nuestra era)





Si nos fijamos en el tablero veremos que es una matriz de nueve por diez líneas y, a diferencia del ajedrez occidental, las piezas siempre se situan sobre las intersecciones de esas líneas (llamadas "puntos") en vez de en los recuadros que forman. Este tablero, y realmente el juego en su conjunto, representa al igual que ocurre en nuestro ajedrez un campo de batalla en el que dos ejércitos se enfrentan con distintas armas con el fin de capturar al rey enemigo. ¿Rey?... bueno, aunque el xiangqi refleje esa batalla entre dos reinos, para evitar problemas ya desde tiempos remotos la figura del "rey"/"emperador" fue transformada en el equivalente a un "general", ya que obviamente no podía plantearse que un rey o emperador pudiera ser "derrotado" o "capturado" por cualquiera, aunque sea en un simple e inocente juego...






Otro aspecto interesante del juego es que aunque las piezas son totalmente equivalentes en ambos bandos, los caracteres chinos tradicionales que se graban sobre ellas para identificar su naturaleza eran siempre distintos. ¿El motivo? Aunque en la actualidad lo normal es que las piezas estén pintadas de un color diferenciado (siempre en negro o en rojo) y se el mismo carácter chino simplificado en ambos bandos, en la antigüedad a menudo no existía esa posibilidad de usar un color distinto, ya que las piezas eran simplemente unos discos toscamente tallados en madera, así que para poder diferenciar las de un bando y las de otro se empleaban caracteres distintos en cada lado. Por ejemplo el “general” o “comandante en jefe” de cada bando se escribe “”/shuài o “”/jiāng en función de si es del bando rojo o negro, respectivamente. Lo mismo ocurre para los “oficiales” o consejeros del rey, que se pintan como ""/shì o ""/shì, los simples “soldados”, que se pintan como “”/bīng y “”/zú, respectivamente, etc., etc.

En la parte central del tablero hay un "río" que divide el campo de batalla en dos territorios. Este río a menudo está marcado con las palabras /chǔ hé hàn jiè/"Rio Chu - frontera Han" en referencia al abismo en la montaña Guangwu en la orilla sur del Río Amarillo, que ejerció de frontera natural entre dos reinos, el del emperador Gaozu de Han y el de Xiang Yu, rey de Chu. Ambos ejércitos pueden atravesar a lo largo de la partida este río, aunque este hecho afecta a dos de las piezas: las piezas "soldado" (/bīng - “”/zú) pueden moverse en horizontal una vez que cruzan el río (antes de cruzarlo sólo pueden hacerlo avanzando en vertical), y los "elefantes" (/xiāng - /xiàng), que no pueden cruzar el río.

Otra zona especial del tablero es el /gōng/"palacio", del que no pueden salir ni el “general” ni los “oficiales” lo que, unido a la regla que prohibe que los dos generales estén frente a frente directamente en todo momento de la partida, crea un contexto de restricciones y bloqueos en los movimientos de las piezas muy interesantes.

En resumen, las distintas piezas disponibles y sus movimientos básicos son:
- El “general” (“”/shuài o “”/jiāng) mueve un punto hacia arriba, abajo, izquierda o derecha, siempre dentro del “palacio”, y a diferencia del ajedrez occidental, no se mueve en diagonal.
- Los “oficiales” (""/shì o ""/shì) también se mueven sólo dentro del palacio, pero en su caso se mueven siempre un punto en diagonal.
- Los "elefantes" (“”/xiāng o “”/xiàng) se mueven en diagonal sin poder “saltar” sobre otras piezas (como los alfiles de nuestro ajedrez), y avanzando sólo dos puntos en cada dirección. Además, no pueden cruzar el río, como ya dijimos.
- El “caballo” (“”/mǎ o “”/mà) se parece a su equivalente occidental en que hace un movimiento horizontal o vertical y uno en diagonal, sin embargo el “caballo” del Xiangqi NO puede saltar por encima de otras piezas por lo que puede ser bloqueado si para el primer movimiento tiene alguna pieza propia o enemiga bloqueándolo.
- El “carro” (/jū o /jū) mueve exactamente igual que la “torre” del ajedrez occidental, en horizontal y vertical.
- El “cañón” (/pào o /pào) es quizá la pieza más sorprendente del Xianqi para los occidentales, ya que es la única pieza que ataca de manera distinta a como se mueve. Aunque el cañón se mueve en horizontal y vertical del mismo modo que el "carro" del que acabamos de hablar, para poder atacar y capturar una pieza contraria deben "saltar" necesariamente sobre una pieza, ya sea propia o enemiga, que se conoce como "plataforma del cañón".
- El “soldado” (“”/bīng o “”/zú) es parecido al peón de nuestro ajedrez, aunque también con diferencias. Se mueve y captura avanzando un punto hacia delante (o también en horizontal, una vez que ha cruzado el rio) pero a diferencia del peón occidental no captura en diagonal ni “al paso”, ni tampoco es promocionado a otro tipo de pieza al llegar al otro extremo del tablero.


Para terminar con este artículo, simplemente haremos una referencia a cómo se inicia y termina el juego, aunque la verdad es que la primera cuestión es dificil de establecer porque la decisión de qué jugador mueve primero ha cambiado a lo largo de la historia y entre las distintas regiones de China. De hecho, hay distintos libros de Xianqi que sostienen opiniones contrarias. De cualquier modo, generalmente el primero que mueve es el jugador con las piezas rojas, o al menos así ocurre en los torneos oficiales actuales.






¿Y el final (del juego y de este artículo)? Pues, al igual que en el ajedrez occidental, el juego termina cuando un jugador captura el general contrario. Existe el concepto de “jaque” como en nuestro ajedrez, y es obligatorio avisarlo, y el jugador contrario pierde la partida si no puede hacer ningún movimiento para evitar la captura del general en el siguiente movimiento, o también si no tiene ningún movimiento legal posible (algo distinto al ajedrez occidental, donde una situación como esta última equivale a unas “tablas”, y a veces se busca voluntariamente como último recurso para evitar perder la partida)


Esperamos que este extenso artículo haya resultado interesante a nuestros seguidores. A aquellos que tras su lectura sientan interés en profundizar más acerca de las características del Xianqi, así como aprender algo de su estrategia y lugares donde jugarlo, les invitamos a buscar por internet, donde encontrarán numerosas páginas (algunas en español) para satisfacer su curiosidad.

¡Hasta la próxima partida!






Caracteres en este artículo:
-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-



Deja tu comentario:

img  img

APUNTATE AL NEWSLETTER:


© 2007-2011 - Chinoesfera.Com

Ofrecido por: Mundoesfera.Com



Hanzi